El decálogo para comer bien durante las vacaciones

10 claves para aprender a escuchar nuestro cuerpo y poder llevar una alimentación equilibrada incluso en verano

  • |  Arla
  • |  23-08-2021

El verano tiende a ser sinónimo de excesos alimenticios. La alimentación consciente es un proceso a través del cual se logra establecer una conexión entre las emociones y la comida. Nos permite comprender por qué comemos cada alimento y nos hace reflexionar sobre su aporte nutricional.

Se come con intención y atención, siendo plenamente conscientes de cada bocado, escuchando las necesidades que presenta nuestro cuerpo y respetando sus respuestas. El cuerpo es una máquina perfecta, por eso hay que escucharla y respetar los mensajes que nos envía.

La compañía Arla promueve el mindful eating entre sus consumidores para transformar su alimentación en un proceso placentero y consciente que ayuda al cuidado de la salud. Para ello, ha realizado un decálogo que nos ayudará a conseguirlo:

 

¿Qué me lleva a comer esta comida?

¿Estás siendo víctima de un antojo? Hay que evaluar si realmente el cuerpo está pidiendo ingerir una determinada comida o, si por el contrario, únicamente somos víctimas del hambre emocional, la ansiedad, o cualquier otro sentimiento. Es importante potenciar los alimentos saciantes, como pueden ser las proteínas, verduras, frutas o legumbres.

¿Lo que veo en el plato me atrae visualmente?

Como dice la famosa frase: “comer con los ojos”, es importante preparar un plato visualmente agradable. También es fundamental tener en cuenta si su olor aumenta o disminuye el hambre.

¿Identifico cuáles son cada uno de los ingredientes de mi plato?

Apuesta por alimentos frescos, que cuenten con el menor grado de procesamiento posible. Las frutas, las verduras, las legumbres, los quesos de Arla, o el pescado, siempre son un acierto.