Aviso de Cookies

El sitio web www.eypasa.com , www.revistaalimentaria.es utiliza cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita a sus páginas web. No se utilizarán las cookies para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Encontrará más información en nuestra Política de Cookies.

Saber más
 

Desde Bruselas: EDGAR-FOOD: primer inventario mundial de emisiones de alimentos

Cultivo
Cultivo

Fuente: Irene Quintela /Bruselas | 17/03/2021


EDGAR-FOOD es una nueva base de datos mundial sobre emisiones de alimentos que estima las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) para los años 1990-2015. Se trata de la primera base de datos de emisiones de GEI que abarca todos los países y sectores del sistema alimentario, desde la producción hasta la eliminación.

Una vez que los alimentos son cultivados, cosechados o capturados, necesitan ser transportados, procesados, envasados, distribuidos y cocinados, y, posteriormente, cualquier residuo que produzcan será eliminado. Todas estas medidas utilizan energía y dan lugar a emisiones directas e indirectas repartidas por la mayoría de los sectores económicos del mundo. Un tercio de las emisiones mundiales de gases de efecto invernadero (GEI) están relacionadas con los alimentos, según los resultados de este nuevo estudio del CCI.

EDGAR-FOOD ofrece una imagen sin precedentes de cómo un sistema alimentario en evolución ha respondido a la evolución de la población mundial en los últimos 25 años, impulsado por cambios en el bienestar, los hábitos dietéticos y la tecnología relacionada con los alimentos, entre otros.

 

Principales hallazgos

Un tercio de las emisiones mundiales y el 30% de las emisiones de gases de efecto invernadero de la UE provienen del sistema alimentario.

El sistema alimentario mundial se está volviendo más intensivo en el consumo de energía, con casi un tercio de las emisiones del sistema alimentario procedentes directamente del consumo de energía.

En promedio, el sistema alimentario produce dos toneladas de emisiones de CO2 por persona al año. Aproximadamente, la mitad de las emisiones de GEI son de CO2, principalmente relacionadas con el cambio de uso de la tierra y la energía; un tercio es metano, debido a la producción de ganado y arroz, pero también a la gestión de residuos; la mayor parte del resto se emite como óxido de nitrógeno de fertilizantes. Los gases F siguen desempeñando un papel menor, pero están en aumento.

Por otra parte, las emisiones del sector minorista se han triplicado desde 1990 a nivel mundial. Una “cadena de frío” funcional es importante para reducir el deterioro de los alimentos. La refrigeración industrial y nacional representa actualmente el 5% de las emisiones mundiales de los sistemas alimentarios de GEI, pero debido a la baja capacidad de refrigeración per cápita en los países en desarrollo, es probable que aumente su importancia.

 

Hacia un patrón de consumo más sostenible e informado

Los ciudadanos de la UE esperan alimentos sostenibles con bajas huellas de gases de efecto invernadero y datos transparentes y sólidos para comprender la complejidad de los sistemas alimentarios, analizar las emisiones de las diferentes etapas alimentarias y apoyar el desarrollo de herramientas políticas para la transición a un patrón de consumo más sostenible e informado.

Las políticas eficaces para transformar los sistemas alimentarios hacia la sostenibilidad deben ser integrales y proporcionar respuestas tanto a la economía como a los consumidores con información adecuada.

La proporción de emisiones de GEI vinculadas al uso de energía y al procesamiento industrial está aumentando. Por lo tanto, el sistema alimentario tendrá que invertir en tecnologías de eficiencia energética y descarbonización para reducir las emisiones de GEI, además de tecnologías de mitigación basadas en la tierra dentro y fuera de la puerta de la granja.

La integridad de la base de datos EDGAR-FOOD es un activo importante para el seguimiento de las emisiones de GEI del sistema alimentario mundial como parte de las estrategias integradas de mitigación de emisiones de GEI para el sistema alimentario, como la estrategia “De la granja a la mesa” de la Comisión Europea.

 

Contexto

La base de datos EDGAR-FOOD ha sido presentada en el Nature Food Journal. EDGAR-FOOD contribuye al sexto informe de evaluación del Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (Grupo de Trabajo III sobre mitigación del clima), que representa la base científica de los responsables políticos en el ámbito del cambio climático.

EDGAR-FOOD se basa en la Base de Datos de Emisiones para la Investigación Atmosférica Mundial (EDGAR) del CCI, complementada con las emisiones de cambio de uso de la tierra de la base de datos de emisiones FAOSTAT.

 

 

Infórmate aquí sobre cómo puedes suscribirte y enterarte de todo.

 

Quizá te interese ver estas noticias relacionadas:

Desde Bruselas: Los fabricantes de marcas luchan por su posición en el mercado


Desde Bruselas: Estudio sobre el impacto de la PAC en el desarrollo de las zonas rurales

Puedes seguirnos

 
 
Publicidad

 

LO + LEIDO >

ULTIMOS VIDEOS >

 
 
 
 

Revista Técnica, Nº 1 en España desde 1964

Medio de comunicación especializado en la cadena agroalimentaria y su sostenibilidad ofreciendo lo mas avanzado sobre seguridad alimentaria, innovación, calidad, tecnología de los alimentos, investigación, distribución y servicios aplicados a toda en la cadena agroalimentaria.

revista alimentaria de noticias

Revista noticias de alimentacion

Méndez Álvaro, 8-10
 Planta 1º-B
 28045 - Madrid
Tel: +34 91 446 96 59
informacion@revistaalimentaria.es
Revista Alimentaria 2021. Todos los derechos reservados ©. Política de privacidad | Terminos y condiciones | Aviso legal